Ya no va la Sinda a por agua a la fuente, ya no va la Sinda, ya no se divierte.

Ya no va la Sinda a por agua al arroyo, ya no va la Sinda ya no tiene novio.

Porque si la Sinda el novio tendría, a buscar el agua a la fuente iria.

Ahí la tienes, bailala, bailala No le rompas el mandil, el mandil. Mira que no tiene otro La pobrecita infeliz.


Navegación
Herramientas personales